El peronismo por Feinmann (un gran anecdotario) | M.

Leo los libros sobre peronismo de José Pablo Feinmann con cierto desencanto (Peronismo. Filosofía política de una persistencia argentina I y II). En total y para redondear, unas 1600 páginas.

Surgen en principio tres preguntas, ¿qué es lo que nos dejan estos dos tomos? ¿Cuánto de aquella exuberancia de 1600 páginas quedarían si quitamos la autoreferencialidad del autor, los hechos concomitantes que carecen de sentido en términos de la finalidad que propone el libro y las cuestiones expresadas con mayor profundidad y claridad en otros trabajos? Y por último, ¿cuál es la filosofía política de esa persistencia argentina?

Digo "con cierto desencanto" porque si bien “La filosofía y el barro de la historia” fue un libro que se vio perjudicado por ese berretín de hablar de sí mismo más allá de cualquier otro tema, era un buen texto iniciático. Daban ganas de, por lo menos, leer a Sartre (porque esta es en una de las pocas cosas que coincidimos, Sartre no perimió). Don José Pablo seguramente ha de ser un buen profesor, pero es en lo que respecta a estas tres obras que citamos, un filósofo intermedio.

¿Qué nos deja Feinmann en sus grandes volúmenes sobre el peronismo (grandes literalmente)? Al análisis, no deja nada más que un gran lugar común y un dolor inconmensurable que es, sin lugar a dudas, su sincero dolor. Es una obra de sinceridad, nadie puede decir que el autor mienta sobre los hechos o sobre su lectura de los hechos. Pero esta lectura no arroja nada nuevo, no se establecen nuevas categorías para “leer” el pasado ni para comprender el presente, no se aventuran grandes tesis (ni siquiera pequeñas tesis). Sirve quizás para el desahogo del escritor, pero para poco más que eso.

De ese gran título de tapa no queda nada, es inútil buscar la filosofía política de esa persistencia argentina salvo por un breve pasaje del primer tomo donde resucita a Hegel (cosa que hará incontables veces) y dice que si todo es peronismo, nada lo es y que si existe es por los antiperonistas que le dan entidad y por el mismo Perón (hasta que se murió)… pero eso no es filosofía, ni siquiera un ensayo. Esto es ante todo, un gran anecdotario en ronda entre la cita pedante y la falta de rigurosidad. Es decir, ni filosofía ni periodismo, más bien una larga anécdota sesgada de las sensaciones sobre los hechos.

¿Por qué sensaciones y no interpretaciones? Porque la interpretación requiere ante todo una rigurosidad exhaustiva en las bases del material de análisis (digámosle hermenéutica por decirle de algún modo) y lo que afecta a estos volúmenes son tanto la falta de rigurosidad como de amplitud de fuentes.

Un amigo me dijo cierta vez, “si quiere entender al kirchnerismo lea La razón populista, de Laclau”. Lo leí y pude entender que mi amigo fue falaz. No se entiende al kirchnerismo por medio de Laclau, pero sí se entienden ciertas partes que nos ayudan al análisis. El kirchnerismo se reivindica peronista y lo es en tanto una de las facetas del movimiento. Así, la filosofía política de parte de esa persistencia política se encuentra en Laclau y no en Feinmann, aunque el título suene bien, tenga gancho y venda muchísimos ejemplares.

La historia aquí llega hasta 1975, por lo que es de esperar uno o varios volúmenes de la saga. Pero como dice el autor en la página 69, “Si usted piensa: me tiene podrido este arbitrario que ni él mismo sabe de qué va a escribir, lo que tiene que hacer es muy simple. No lea más. Ahí tiene los grandes tratados sobre el peronismo que se han escrito en el país. Acuda a ellos. Pero aquí decido yo. Qué le va a hacer. Yo escribo, yo decido: es arborescente esto. Si no le gusta, se va. Total, como les dirá Perón a los diputados de la Tendencia ‘nosotros por un voto no nos vamos a hacer mala sangre”. Lo único que nos resta es pedir humildemente que se nos reintegre el dinero porque, no sé usted, pero mi magro salario de periodista apenas me permite ciertos lujos de la lectura y en gran medida, en este caso, me siento decepcionado.

No hay comentarios. :

Publicar un comentario