Un poema de Ana Plenasio




Uno

Temblor de algodón bajo el acero
ella
Ana pelo con pájaros
Ana la condenada
se hace en cada verso
se escurre en zona sin consumir por las contiendas
se envuelve en papel de fibra endeble
reciclado con sollozos
o retazos de abstinencia

Se adorna con moños
con nudos hechos de venas del propio corazón

La condenada es un poema leve
comprometido
con sentencia de rejas y tapiales

5 comentarios :

  1. Precioso, tremendo poema.. la vida en él.... "Los moños .. del propio corazón"

    ResponderEliminar
  2. Sucede que Ana tiene una experiencia potente. No modera el dolor, se reconoce en él y lo hace poesía.

    ResponderEliminar
  3. Agradezco los comentarios bellos de Maríjose Luque Fernandez y de mi amiga Noris. Todavía no sé cómo incorporame a este lugar, pero no me permite responder.

    ResponderEliminar
  4. Gracias Crístian, amigo querido. Gracias por traerme hasta acá y por gustar de mis palabras. Éxitos y felicidad para tu vida.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Faltaba más, Ana. La buena poesía siempre es bienvenida en este lugar. Más aún cuando viene de una persona tan apreciada por nosotros.

      Eliminar